top of page

Introducción al Cultivo de Cannabis


Para tener una buena cosecha lo primero que debemos hacer es capacitarnos sobre como se alimentan y de que depende el crecimiento de nuestras plantas.


Ya sea en interiores o en exteriores el cannabis tiene las mismas necesidades. Necesita Luz, agua, nutrientes y amor.


El cannabis es una planta anual, por lo que completa su ciclo de vida en aproximadamente un año.


Las semillas se plantan en primavera, luego crecerán con las 18 horas solares en verano y terminará floreciendo en otoño con menos de 12 horas solares.


La semilla se tarda de 3 a 15 días en germinar, los brotes serán llamados plántulas y tendrán un crecimiento lento durante el primer mes. En este mes, se desarrolla el sistema radicular con un tallo y pocas hojas.


Durante la germinación, la humedad, el calor y el aire activan las hormonas dentro de la semilla. Por lo que debemos tener cuidado con estos factores antes de sembrar nuestras plantas.


Cuando la planta tenga dos o mas nudos (cada nudo es un par de hojas) puede recibir las 16 o 18 horas de luz necesarias para su correcto crecimiento.


La planta de cannabis puede crecer durante años si mantenemos las horas de luz de verano constantes. Es decir, de 16 a 18 horas en nuestro cultivo. Cuando nuestra planta madura, debemos realizar podas según nuestro espacio ya que lo ideal es que nuestra planta no toque el techo.


Se debe tener cuidado en los trasplantes, es decir, cuando enviemos nuestra planta de una matera pequeña a una grande, ya que las raíces son muy delicadas y pueden hacer que se muera o deje de crecer si realizamos un trasplante con afán.


Las plantas en la naturaleza reciben viento y lluvias lo que hace que su tallo sea fuerte y grueso. En interiores debemos simular este viento ya que de lo contrario nuestra planta va a requerir tutores cuando este llena de cogollos pesados que no puede soportar.


La planta y el espacio de cultivo deberán permanecer limpios. De esta forma será más fácil detectar problemas con las plantas o posibles plagas.


Cuando nuestra planta este lo suficientemente grande, podemos dejar de darle 16 -18 horas de luz y pasar a las 8 -12 horas de floración. El proceso de floración se descompone en 2 partes, pre flora y flora.


Toda planta puede mostrar su pre floración desde la cuarta semana de desarrollo vegetativo. Es decir, dos meses después de sembrada. Los indicios de floración aparecen entre los nudos y existen tanto machos como hembras. Mientras que los machos se usan para cremas, tejidos o medicina las Hembras se pueden fumar.


Mientras ocurre la pro floración nuestra planta deja de crecer hacia arriba y comienza el proceso de engorde. En este las chicas sacan pistilos de color blanco que con el tiempo formarán los cogollos.


Recordemos que el cannabis florece en otoño, cuando recibe menos de 12 horas de luz, pero la luz es mas intensa y de un color rojizo. Las flores femeninas que no reciban polen del macho van a engordar produciendo resinas y siendo mas narcóticas. Mientras que si tenemos un macho cerca al cultivo nuestra planta producirá semillas reduciendo en gran medida la producción de cogollos.


Después de florar nuestras plantas mueren y tenemos que volver a comenzar.


209 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page